Teléfonocómo llegar
blog

¿Qué es un pozo de sondeo?

¿Qué es un pozo de sondeo?

Cualquier pocero en Madrid puede darte la respuesta a esta pregunta. Pero para los no profesionales quizá no esté tan claro en qué consiste este tipo de pozo, cuándo se utiliza y de qué partes consta.

Para hacer un sondeo se hace una perforación en el suelo hasta alcanzar la profundidad del agua subterránea, que se extraerá con una bomba. Normalmente suele tener un diámetro de 18 cm, aunque será el pocero en Madrid el que determine el tamaño en vista del terreno, la profundidad y, sobre todo, de la máquina que se utilice para ello.

Además, suele interesar este tipo de pozo cuando se trata de aguas bastante profundas, quizá cuando se superan los 20 o 30 metros de profundidad. Pueden llegar a tener hasta 300 metros bajo tierra para poder encontrar el agua subterránea.

El sondeo tiene un equipo de bombeo que extrae el agua, tiene varios tubos de PVC o metal y la rejilla, que es por donde entra el agua al interior del sondeo. Como cualquier pozo, su parte externa, la que veremos en la superficie, estará cerrada para evitar que se contamine o se boquee el interior del sondeo.

Como comentamos antes, el sondeo se utiliza cuando las aguas son profundas. También es más barato que otro tipo de pozos al tener un diámetro pequeño y ocupa poco espacio en la superficie. Aunque por ello conlleva algunas desventajas. Por ejemplo, no tiene mucho caudal ni tiene mucha capacidad de almacenamiento.

Por ello, no es ni mejor ni peor que otro pozo. Simplemente es distinto, el mejor pozo para nosotros dependerá de qué tipo de terreno tenemos, la profundidad del agua, de para qué queramos usarlo o de la cantidad de agua que necesitemos.

En C. Hijon, S.l. te garantizamos un servicio profesional y asesoramiento para que elijas el mejor pozo para ti.